martes, 30 de octubre de 2012

miércoles, 10 de octubre de 2012

COITUS INTERRUPTUS

No me creo nada, lo que significa que soy un incrédulo. A ver, sin exageraciones. Sir Isaac Newton acertó; la expansión del Universo esta demostrada y la velocidad de la luz parece que se aproxima bastante a los 300.000 kms por segundo. El gobierno dice que las necedades que esta haciendo son las que necesita España para superar la crisis y ser una potencia económica, ¿el número importa? Naturalmente todo esto es una mentira. Tengo información de primera mano, se suele llamar información privilegiada, de boca del mismo Rajoy, en la que me comunica el porque de los recortes en derechos sociales que sufrimos los ciudadanos menos afortunados. Lamentablemente no puedo hacerla pública por tratarse de un secreto de Estado. Me gustaría poder escribir más sobre el asunto, pero han llegado dos tíos con armas y me han dicho que... 

jueves, 4 de octubre de 2012

DECADENCIA POLÍTICA


A Rafael Hernando no le ha gustado lo que dice en su auto el juez de la Audiencia Nacional Santiago Pedraz. Copio directamente parte del auto del juez, porque lo comparto en su totalidad.

El juez Santiago Pedraz argumenta que la convocatoria Rodea el Congresose enmarca en el derecho a la libertad de expresión, "máxime ante la convenida decadencia de la denominada clase política". El auto dice textualmente: "El hecho de convocar bajo los lemas de rodear, permanecer de forma indefinida …, exigir un proceso de destitución y ruptura del régimen vigente, mediante la dimisión del Gobierno en pleno, disolución de las Cortes y de la Jefatura del Estado, abolición de la actual Constitución e iniciar un proceso de constitución de un nuevo sistema de organización política, económica o social en modo alguno puede ser constitutivo de delito, ya no solo porque no existe tal delito en nuestra legislación penal, sino porque de existir atentaría claramente al derecho fundamental de libertad de expresión, pues hay que convenir que no cabe prohibir el elogio o la defensa de ideas o doctrinas, por más que éstas se alejen o incluso pongan en cuestión el marco constitucional, ni,menos aún, de prohibir la expresión de opiniones subjetivas sobre acontecimientos históricos o de actualidad, máxime ante la convenida decadencia de la denominada clase política".